sábado, diciembre 4, 2021
Home > De Interés > RUTA DE LAS BATALLAS

RUTA DE LAS BATALLAS

Ruta de las Batallas -Ruta por tres puntos olvidados de nuestra geografía-

Trincheras de la Guerra Civil en el Pico Marica

En esta ruta contamos con la colaboración de nuestro vecino José Luis Torío, propietario de la cárcel visigoda de Ajofrín, pues tiene bastantes datos y conocimientos sobre algunas batallas. Comenzando la ruta en la calle de la Cárcel Visigoda.

Desde el Callejón de la cárcel nos desplazamos a la ladera de la Sierra Layos, concretamente al Pozo de los Aragoneses, que guarda una bonita leyenda de un tiempo cruel y hostil, se refiere a la II Guerra Carlista (1.849-1.850) y las bandas carlistas que asolaban desde tierras catalanas hasta Sierra Morena, sobre todo en el interior peninsular.

Leyenda que hace más romántica la oscura realidad del momento, como bien nos cuentan en el diario cordobés “La Alborada”, un miércoles 31 de julio de 1.861, donde hace referencia a un secuestro por parte de dos aragoneses, que resultaron muertos en una refriega con la recién creada Guardia Civil, el cuerpo de guardia rural creado por el duque de Ahumada en 1.844.

Desde aquí pasaremos por la Ermita de los Cuatro Caminos para ir al Camino Madrid y andar unos 4 kilómetros para llegar donde se dio una gran batalla de Guerra de Sucesión Castellana, en 1.479, que tuvo lugar en el sitio conocido como El olivar de la Batalla, donde fue herido el célebre poeta Jorge Manrique, participando en una facción de la nobleza que luchaba contra los edictos del rey Enrique IV (“El Impotente”) que le había quitado las posesiones de su familia (los Manrique de Lara) en Toledo. El célebre poeta moriría poco después participando en el bando de la futura reina, Isabel de Castilla contra Juana la Beltraneja (esta última contaba con el apoyo de Francia, Portugal y el arzobispado de Toledo).

Cruzando la carretera y llegando a la Ermita de Alimán, subimos al Pico Marica, compartido entre Ajofrín y Nambroca. Aquí se sitúan las trincheras de la última Guerra Civil Española. Trincheras y búnkeres que empiezan a construirse y utilizarse tras la llamada “Decisión de Maqueda”, cuando el general del bando nacional Francisco Franco, decide abandonar Madrid para ir a retomar el Alcázar de Toledo, que estaba tomado por las tropas leales a la República.

Esta decisión, que no era compartida por otros generales (entre ellos Mola y Sanjurjo, ambos muertos en accidentes de aviación antes de terminar el conflicto), le sirvió a Franco para hacerse con la Jefatura del Estado en la parte nacional, y a la postre, tras ganar la guerra, de todo el país.

Es una ruta larga, que pese a ser llana en la mayor parte del recorrido, la última, la subida al cerro Marica, supone subir un desnivel de más de 400 metros en un breve espacio, por lo que la ruta será de nivel medio-alto y no se recomienda realizarla en verano.

El tiempo estimado serían de 5 horas, por lo que es aconsejable realizarlas por separado, siendo la más dura y larga la ruta de las Trincheras y Búnkeres, que no solamente hay restos en Ajofrín, sino en el resto de las sierras que rodean la ciudad de Toledo.           

Quién sabe si dentro de poco tiempo se podrían hacer recreaciones con vestuarios de la época y dar la importancia que tuvieron estas batallas o conflictos que se dieron. Y así posicionar nuestra localidad, entre las más importantes en este tipo de turismo de la provincia de Toledo.

La Ruta de las Batallas” se une al conjunto de visitas turísticas para conocer la villa de Ajofrín.

La visita guiada para grupos se puede reservar en el teléfono 925 39 00 02 o a través del correo electrónico turismo@ajofrin.es.

Desde el Cerro Pedro y el Pico Marica tenemos unas vistas increíbles de la zona

Fauna: liebre, conejo, perdiz, diversos reptiles, ánades…

Flora: pino, olivo, almendro, jara pringosa, acebuche, encina, roble, retama, esparto.

Figuras de protección: LIC y ZEPA Montes de Toledo; Área crítica del águila imperial ibérica y del águila perdicera; Zona de dispersión del águila imperial y del águila perdicera; zona de importancia del águila imperial, buitre y lince.